Caso Demián Ceballos: “Miren la foto de mi hijo, prohibido olvidar”

0
2573

Así lo manifestó a Pasa En Santa Cruz, Claudia Esteban madre del bombero Demián Ceballos, quien murió ahogado en una práctica inherente a esa actividad, incluida en un curso que brindó el G.E.R.S –Grupo de Rescate y Salvamento- en la localidad de Puerto San Julián en el año 2010. Hoy, sólo resta que fijen la fecha de juicio para que los cinco instructores, imputados en la causa de “Homicidio culposo” sean juzgados y así se determine o no su responsabilidad. Este portal recuerda a Demián con un vídeo que le hizo su madre.

Demián Ceballos murió cuando tenía 24 años, estudió la tecnicatura de Química para poder desempeñarse laboralmente en la actividad petrolera, pero ante la falta de respuesta, Ceballos entendió que lo único que había en Caleta Olivia como fuente de trabajo, a su entender segura, era la Fuerza policial donde ingresó el 10 de diciembre del año 2007.

Apenas pisó la Institución surgió su vocación de servicio, primero se desempeñó como bombero en la unidad Quinta de Caleta Olivia, de donde era oriundo, luego le dieron el traslado como administrativo.  Fue cumpliendo su función, hasta que supo sobre el curso que iba a realizar la división del GERS –Grupo de Rescate y Salvamento”.

La intención de Demián de realizar el curso, respondía a que sí él, lo hacía era seguro que lo sacaban de la administración y podía volver a la Unidad Quinta de Bomberos, que “era lo que amaba porque le fascinaba salvar gente”.

Desde ese momento Demián caminaba 25 kilómetros todos los días desde la chacra -donde vivía- hacia la ciudad de Caleta entrenando para poder ir al curso.

223607_1702719027092_5519184_n
“Curso de la muerte”

El 28 de septiembre del año 2010, Demián viajó a Río Gallegos para capacitarse en “Rescate y Salvamento”, luego junto con sus compañeros y los instructores se trasladaron hacia la localidad de Puerto San Julián para realizar una práctica en la pileta municipal de cuatro metros de profundidad, donde el 22 de octubre de ese año murió ahogado a las 10:30 horas.

…“Uno los manda bien y te lo entregan en un cajón”, expuso Claudia en el velatorio de su hijo, el que se realizó en Río Gallegos con la ausencia de las autoridades policiales, ni si quiera el jefe de Policía máximo, Crio Gral. Alejandro Martín, quien en ese momento era responsable de la Fuerza,  se acercó para despedir los restos de Demián.

Simulacro de hundimiento

Tras la muerte del joven bombero, su madre se enteró que al parecer los cinco instructores separaban a los cursantes “los ahogaban y hacían simulacro de hundimiento, así le habían hechos a varios”, fue en esa práctica que empiezan a nombrar a los cursantes y se preguntan dónde estaba Ceballos, a quien más tarde, encuentran ahogado en el fondo de la pileta”. Esteban nunca entendió como habiendo ocho personas en una pileta de esa dimensión con cinco instructores no se dieron cuenta que Demián no estaba.

Expediente

Una vez que la causa se comenzó a instruir los compañeros de Demián fueron llamados a declarar, en dónde habrían manifestado que los instructores le tiraban agua dentro del snorkel y cuando salían a la superficie o trataban de sacarse el bucal, les gritaban “adentro, adentro”, por lo cual hubo entre ellos calambres y vómitos entre los asistentes al curso.

Además, habrían indicado que en los ejercicios, los instructores les hacían “el tiburón”, una práctica en donde se hunde a la persona hasta el fondo de la piscina, tomándola de los pies o tirándose encima de ella, e incluso los impulsaban a esta práctica cuando los asistentes del curso, intentaban salir por la escalera y “era desesperante”.

Esteban, manifestó en un medio nacional que le entregaron el cuerpo de su hijo “con las rodillas y nudillos todos lastimados”, agregando que la propia autopsia dice que “estaba desgarrado donde se quiso salvar, su lengua toda mordida. Murió ahogado dentro de la pileta, ellos dicen que lo sacaron y le practicaron los primero auxilios pero Demián ya estaba muerto dentro del agua”.

Un día antes del fallecimiento de Demián, los instructores les habrían manifestado a todos que se “miraran bien las caras porque al otro día no iban hacer los mismos y uno de los instructores filmaba constantemente y sacaba fotos”.

En este contexto Esteban, expresó: “dicen que existe un video en el que se ve cuando mi hijo murió.  Pero en las pruebas que fueron entregadas a la Justicia “faltan filmaciones y secuencias fotográficas, según consta en el expediente”. En tanto las autoridades policiales solo le dijeron que Demián “se ahogó”.

166814_1402217274736_2187198_n

Causa

Respecto al avance de la causa Esteban habló con Pasa En Santa Cruz y, manifestó que “está en la última instancia. El expediente ya fue elevado ajuicio oral, en donde los cinco instructores serán juzgados por el delito de “Homicidio culposo”, agregando que “solo falta que los jueces fijen la fecha para dar inicio a la audiencia donde se determinará la responsabilidad que tuvo cada uno de los instructores”.

Expectativas

En cuanto a sus expectativas Esteban, manifestó que la muerte de Demián se podría haber evitado,  “pero por la negligencia de los jefes y el uso y abuso de autoridad de cinco instructores improvisados, Demián hoy estaría acá conmigo”. Agregó que espera que el día del juicio oral “digan lo que realmente paso, solo quiero Justicia para y por Demián. Él se merece que los irresponsables que se hacen llamar instructores paguen y que no vuelva pasar”.